Terapia Online – Tu psicólog@ online

Los recursos tecnológicos disponibles actualmente, permiten abordar con eficacia el planteamiento de la terapia online, en aquellos casos en los que sea necesario o la opción elegida para iniciar una terapia.

Son ya varias las líneas de investigación dentro de la psicoterapia online, las que han establecido la eficacia de la terapia online en el tratamiento de muchos trastornos. (p.e. Mallen, Michael J.; Vogel, Rochlen and Day (noviembre de 2005). «Online Counseling Reviewing the Literature From a Counseling Psychology Framework». The Counseling Psychologist 33 (6): 819-871) ; Cohen, G.E.; Kerr, B.A. (1998). «Computer-mediated counseling: An empirical study of a new mental health treatment»

Beneficios de la terapia online

Son varios los beneficios que se derivan de la posibilidad de establecer una terapia online, entre los que nos parece importante destacar:

Ofrecer asistencia terapéutica en entornos rurales, que implican desplazamientos para poder asistir a una terapia presencial y que en ocasiones supone la infrautilización de servicios clínicos.

Personas con dificultades para poder asistir a consulta debido a horarios laborales o por conciliación con otras responsabilidades en su vida cotidiana.

Personas con discapacidades o movilidad reducida

Continuidad de la terapia en periodos vacacionales o bajas médicas por enfermedad.

Mayor comodidad de la persona al encontrarse en su entorno y que ello facilite encontrarse más receptivo y facilitar información adecuada para un eficaz tratamiento. No obstante, debe valorarse si se trata de una evitación, y la propia asistencia a consulta presencial puede y debe ser un objetivo de tratamiento.

Terapia online vs Terapia presencial

Siempre que sea posible,  en DeVidaMente optaremos primordialmente por la asistencia presencial frente a la terapia online, entendiendo que permite un mejor desarrollo de la misma, no solo por los beneficios de una interacción directa entre profesional y persona sino también, entre otras ventajas:

Por un acceso más amplio y a más información, como puede ser la observación directa del comportamiento no verbal.

Por una mejor puesta en práctica/entrenamiento en la propia sesión de técnicas y estrategias terapéuticas, de trabajo.

Por una mayor capacidad de análisis y abordaje in situ de situaciones de crisis o de acontecimientos sobrevenidos y no previstos.

Evitar posibles interferencias por malas conexiones, uso inadecuado de las tecnologías.

No obstante, si la opción elegida es realizar el tratamiento online, como ya hemos dicho, su eficacia nos permite abordarlo con todas las garantías y con la misma excelencia de siempre. Como no puede ni debe ser de otro modo.

Dinámica y Tarifas de la terapia Online

La vía por la cual poder canalizar y desarrollar con garantías una adecuada terapia online, se desarrollará a través de Videoconferencia (SKYPE, WEBEX,…), permitiendo una comunicación fluida y directa a través de audio e imagen.

Los materiales de evaluación y diagnóstico (test evaluativos, historial de vida, clínica, etc,…) se enviarán vía email o se compartirán a través de los recursos ofrecidos por el entorno de videoconferencia establecido (SKYPE, WEBEX…) y que permitan intercambiar documentos.

Se enviarán al profesional, los test y “tareas para casa” al menos 24 horas antes de la cita online, para que puedan analizarse previamente y poder trabajarlo en la sesión online.

Las sesiones online se citarán del mismo modo que las presenciales, y con la periodicidad establecida, dentro de los horarios y días acordados.

Podrán intercalarse sesiones online y presenciales.

  • Sesión
    45€
  • Paquete 4 sesiones (40€/sesión)
    160€
  • Paquete 8 sesiones (37€/sesión)
    296€
  • Duración sesión
    1 hora